UGT- Extremadura califica como desastre los resultados de la EPA del último trimestre del año 2014

El paro vuelve a crecer y a fines de año alcanza la cifra de 151.800 extremeños en desempleo, un 8,17% añadido sobre el trimestre precedente, muy lejos 0,55% nacional, con lo que en términos de paro la región diverge. A una leve bajada de la población activa (-1.100), se une una desoladora destrucción de 12.500 puestos de trabajo. Se destruye el empleo precario generado en meses anteriores que tenía un enorme sustento de precariedad. La actividad productiva no remonta lo necesario.

 

Acabamos 2014 con una tasa de paro del 29,96%, lo que significa que seguimos estando a la cabeza del paro en el conjunto nacional.

 

Los datos más dramáticos son las 86.600 personas que llevan más de un año en el paro, con tendencia creciente, y que suponen el 57% del total. De ellas el 71% lleva más de dos años en paro (61.800). El paro de larga y muy larga duración se ha cronificado en Extremadura lo cual incide asimismo en los 50.200 hogares que tienen a todos sus miembros en el desempleo.

Los ocupados bajan en todos los sectores económicos, fundamentalmente en la agricultura (-6.700) la industria (-3.000), y en menor medida en los servicios (-1.900) y la construcción (-800).

En el último trimestre se registraron 13.000 empleos menos a tiempo completo mientras que aumentaron los empleos a tiempo parcial en 400 personas. Prosigue la degradación de la calidad del empleo.

Desciende el volumen de asalariados en 13.800, 12.800 menos en el sector privado y  1.100 en el sector público. La masiva desaparición de asalariados en el sector privado hace que la tasa de temporalidad baje desde el 36,1% del tercer trimestre hasta el 33,4% de fines de año, cifra estancada al ser similar a la de finales del año pasado.

Baja el paro fundamentalmente en los varones (-9.200), muy por encima de las mujeres (+2.300). El origen de este desequilibrio hay que buscarlo en la destrucción de empleo en sectores con mayor presencia masculina y en una mayor retirada del mercado de hombres (-1.100).

La crecida del desempleo se centra fundamentalmente en tres sectores: la agricultura (+7.400), la industria (+2.900), los servicios (+2.500), mientras que desciende en los  demandantes de primer empleo (- 800) y la construcción (-500). Preocupa el pésimo comportamiento de los sectores industrial y de servicios.

 

La tasa de paro juvenil crece tres puntos porcentuales hasta el 56,63%. Cierto es que baja el paro juvenil en 800 personas pero lo hace porque se han retirado 3.400 activos menores de 25 años. Esos son los resultados de la garantía juvenil? Seguimos expulsando a nuestros jóvenes de la región?

 

Mientras que la ocupación crece en 12.500 personas en el último año, el paro baja en 12.300 efectivos, lo que en porcentaje representa la mitad que en el mismo periodo del año anterior. También se degrada el ritmo de bajada del desempleo.

 

Como valoración global de 2014, UGT Extremadura denuncia un avance de la precariedad en el empleo, una extensión del paro de larga duración y unas políticas que no están siendo efectivas a la hora de mejorar la empleabilidad de los extremeños. Y reivindica otra política centrada en las personas. Una política que reduzca el desempleo, aumente el empleo de calidad y los derechos de los trabajadores, mejore los salarios y encare la recuperación reduciendo los niveles de desigualdad y pobreza que hacen retroceder a nuestra región, haciéndola alejarse y divergir de las medias nacionales.

CANAL YOUTUBE

Resumen Semanal de Empleo Público

 


 

 

SÍGUENOS EN FACEBOOK


ÚLTIMOS TWEETS

 

        

      

IR ARRIBA